Dónde alojarse en Sydney: las mejores zonas y barrios

Dónde alojarse en Sydney

El área urbana de la conurbación de Sydney es inmensa, por lo que elegir el lugar en el que alojarse en Sydney para estar cerca de lo que se busca o se quiere ver es una decisión inteligente. Hay que tener en cuenta que también que es una ciudad muy cara por lo que conviene conocer orientativamente los precios de cada zona.

Sydney es la ciudad australiana más antigua del país y también la más poblada. La ciudad cuenta con dos de los monumentos con los que se reconoce a Australia en todo el mundo, el Harbour Bridge y el Sydney Opera House.

Esta ciudad es un ejemplo de la integración de culturas australiana, pero también una de las ciudades más caras del mundo.

Se trata de una ciudad extraordinariamente extendida sobre su territorio junto al mar, al borde del Pacífico, en el sudeste del país, en Nueva Gales del Sur. Su orografía urbana es muy variada cubierta de colinas que hace algo complicada la circulación para los que prefieren verla a pie o en bicicleta.

El clima del entorno de la ciudad es templado y el mejor momento para visitarla es entre octubre y febrero, en el verano australiano. Especialmente para disfrutar de sus playas y de los deportes acuáticos en las calas de la zona.

Las mejores zonas donde alojarse en Sydney

Los hoteles son caros en Sydney. El precio de la noche no suele estar por debajo de la de un cuatro estrellas en España en temporada baja. Así, para dormir en Sidney, por ejemplo en The Rocks, puede resultar desalentador, si se quiere hacer economías.

The Rocks es la mejor zona para hospedarse en Sydney. Es una zona exclusiva y el centro histórico de la ciudad. Los precios sólo son aptos para quien se pueda permitir un capricho. También hay que decir que es una zona segura a cualquier hora y momento del día.

Por contra, la zona de Newton y de Surry Hills es la elegida por quienes viajan a Sydney con prespuestos ajustados. Está a apenas 20 minutos a pie del centro. En el lugar, abundan los hoteles de pocas estrellas, con precios ajustados y apartamentos en diferentes fórmulas. Ideal para mochileros.

Darling Harbour, por su parte, es un distrito turístico. Los apartamentos para alojarse en Sydney aquí son sensiblemente más caros.

En las zonas de Darlinghurst y Potts Point, los alojamientos para hospedarse en Sydney sí son económicos, en general, y su vida nocturna es muy animada. Esto hace de ellos una excelente opción para quedarse en Sydney para gente joven con ganas de explorar la noche de la ciudad.

Otras zonas como Chinatown, Paddington o King Cross ofrecen hoteles pequeños y apartamentos con precios razonables, especialmente en temporada baja que, siendo un país del hemisferio sur, lleva el paso cambiado en el calendario. Para tenerlo siempre en cuenta.

Una selección de barrios y de distritos de Sydney elegidos por sus valores patrimoniales y atendiendo a lo que resulta más interesante, pasa por incluir en una ruta viajera a las zonas de The Rocks, Darling Harbour, Surry Hills y Newtown, Kings Cross, Paddington, Chinatown, Darlinghurts y Potts Point y Bondi Beach.

1. The Rocks

Una inmersión viajera en Sydney puede empezar por visitar el centro, por conocer la zona de The Rocks. The Rocks es el centro histórico de Sydney. The Rocks alude a la formación rocosa que forma la base de este distrito del centro sur de la ciudad.

La zona es marcadamente cosmopolita y, al mismo tiempo, tradicional, en una curiosa combinación. Además es una zona muy segura a cualquier hora.

El barrio invita a pasear por la zona del puerto, a tomar algo en sus bares, pubs y restaurantes o a darse una vuelta por los mercados que se montan en sus calles cada fin de semana. Toda una experiencia.

Una experiencia es también visitar el The Rocks Discovery Museum (en Kendall Line) que traslada al viajero a conocer como fue la ocupación del territorio en los primeros momentos de la colonización británica y cómo se formó la ciudad de Sydney. No hay que perderse en sus salas, la colección de fotografías antiguas de los aborígenes de la región.

Otra actividad recomendable es caminar por las calles empedradas del viejo Sydney y, si se quiere más, entrar en las exposiciones de Savannah’s Place y Cadman’s cottage que ayudarán a comprender algo más cómo fue aquella primera colonia austral. Una inmersión entre fogones de un hogar antiguo de la época.

Pasear por la zona del puerto y por la marina de Sydney y no llevarse una imagen del famoso puente, no tiene perdón.

Sobre los mercados de fin de semana, decir que son toda una institución en la ciudad y algo muy típico. Tienen más de doscientos puestos diferentes. Se puede encontrar desde textiles, productos de belleza y fotografías originales, hasta artesanía, artículos de joyería y arte comercializado por sus propios autores. Abierto sábados y domingos, referencia, calles Argyle y George.

Para los que quieren mirar muy alto, el Observatorio Astronómico de Sydney propone actividades de observación en su sala de proyección 3D. Está en una colina, en Observatory Hill. Los jardines del conjunto son un extra que hay que apreciar en la misma visita. Abierto de día y de noche. Los niños entran gratis.

El famoso puente sobre la bahía de Sydney se puede visitar, se puede cruzar por encima y, con ello también, se puede abrir un tarro de esencias para disfrutar de una más que hermosa contravista de la ciudad. Dicen que el de Sydney es el puerto más hermoso del mundo. Para llegar al puente, su dirección 3 de Cumberland Street.

Para moverse por la ciudad, una recomendación, la Opal Card, una tarjeta inteligente para aprovechar la oferta de transporte combinado ferry y bus. Combinaciones de autobuses de Transit Systems con todos los distritos de la ciudad y enlaces de ferrys cercanos para cruzar la bahía. Muy útil la Opal Card. También está disponible una estación de metro para ir al otro lado de la bahía o para ir a los barrios del sur.

Sobre el alojamiento, The Rocks no es un lugar especialmente barato y hay que buscar mucho para encontrar alojamiento con precio razonable a pie de obra del centro histórico de la ciudad. El alojamiento es especialmente caro. Aún así si te lo puedes permitir sin dudas es la mejor zona para alojarse en Sydney.

Alojamiento en The Rocks

2. Darling Harbour

La zona de Darling Harbour también forma parte del centro de Sydney en la zona interna de la bahía al este del distrito de The Rocks. El mar y el agua dominan las atracciones de la zona.

Así, muy recomendado es el Chinese Garden of Friendship. El Jardín Chino de la Amistad es un lugar de naturaleza, un remanso de paz en el bullicioso centro de la Sydney. Una mezcla muy equilibrada de árboles exóticos unidos por senderos y separados por estanques de agua.

El jardín ofrece visitas guiadas gratuitas que permiten conocer los valores de esta peculiar zona verde y su historia. El jardín está en Pier Street.

Un toque de historia local. El Australian National Maritime Museum. Es una exposición permanente que hace un recorrido por la historia marítima de Australia. La visita permite subir a tres barcos anclados en el muelle del museo: una réplica del HM Bark Endeavor, el destructor HMAS Vampire y el submarino HMAS Onslow.

Otros barcos más pequeños se pueden ver pero no se puede subir a ellos. Se trata de una experiencia para vivirla en familia y acompañado de niños. El museo está situado en el 2 de Murray Street.

Más. El Darling Quarter Playground. El Darling Quarter es un parque de atracciones para niños. Tiene una zona de juegos acuáticos, una red para trepar y, lo mejor, un popular zorro volador de 21 metros. Para los padres, hay un café, un restaurante y un kiosco cerca.

El parque es gratuito y se puede disfrutar en cualquier día del año. Lo disfrutan tanto la gente de Sydney como los visitantes que llegan de fuera y puede ser una forma ideal de interactuar con los vecinos. A pesar de ser muy popular, siempre hay espacio para todos. Dirección: 1-25 Harbour Street.

Para hacer compras, un lugar preferente en la zona, el Centro Comercial Harbourside. Moda, restaurantes, artículos de regalo y mucho más para descubrir. Está situado en el paseo marítimo y es accesible desde el centro de la ciudad a través del Pyrmont Bridge.

Más que ver en la zona. El Sea LIFE Sydney Aquarium y el LIFE Sydney Zoo. El Sea LIFE Sydney Aquarium es un gran acuario de la ciudad. Lo más llamativo del acuario es un túnel transparente que permite caminar como sumergido entre tiburones, rayas y peces que nadan libremente formando pequeños cardúmenes.

Es muy fácil hacer fotos increíbles. Hay de todo, pingüinos, dugongos, tiburones y un número increíble de peces tropicales en todas las gamas de colores. Imprescindible ir con niños. La dirección: 1-5 de Wheat Road.

El acuario está cerca del LIFE Sydney Zoo y la visita combinada a los dos recintos casi es obligatoria. El LIFE Sydney Zoo permite conocer y acercarse a los animales más representativos de Australia.

Se puede entrar en el recinto de los canguros y de los wallabys y, lo mejor, darles de comer con las propias manos. Serpientes venenosas del país, lagartos de todos los tamaños y, por supuesto los koalas, son algunas de las estrellas de este parque temático que palpita.

Por último, una atracción más, el Darling Harbour Carousel. Es el típico carrusel antiguo que sigue en funcionamiento desde que se colocara en el lugar en 1892. Es la atracción de su tipo más antigua de Australia y una obra de arte.

Darling Harbour es un barrio dominado por el turismo, uno de los favoritos entre visitantes para dormir en Sydney. Cuenta con una oferta de alojamiento, al igual que The Rocks, algo cara. Un dato sobre el transporte que puede resultar interesante, el bus 555 es gratuito y circula por el centro, por la zona de St George. Es una línea circular.

Alojamiento en Darling Harbour

3. Surry Hills y Newtown

Surry Hills, es un distrito ubicado al interior, inmediatamente al oeste de Paddington. En Surry Hills, para los que prefieran descansar con un fondo verde haciendo rutas por Sydney, hay un parque recomendable, el Harmony Park. Para pasear, para comer algo sobre la hierba y para pasear al perro de la familia. Está situado junto a la sede de la policía de Sydney.

Surrey Hills es un distrito lleno de templos de diferentes confesiones que pueden unirse en un itinerario para formar una ruta peculiar. 13 iglesias y mezquitas se reparten por sus manzanas.

De teatro. El Belvoir Theatre, en el número 25 de la misma calle, es un pequeño teatro que ofrece funciones con piezas contemporáneas en un ambiente sencillo. Hay que estar atentos a su cartelera.

Más. En el 104 de Riley Street, en lo que hoy es una gran mansión, vivía la dueña de un gran burdel de la zona. De nombre Kate Leigh, se significó como traficante de alcohol y de cocaína en las décadas de 1920 y 1930. Leigh era la lideresa de una de las bandas callejeras, las Razor Gangs de Sydney.

Una aventura. La Railway Central Station, la Estación Ferroviaria Central de Sydney, está ubicada en la zona, en Haymarket. Por tanto, se trata de una ubicación perfecta para los que quieren estar conectados con otras ciudades australianas para un viaje por la geografía del país.

Los trenes de largo recorrido conectan a Sydney con las principales ciudades del país. El CountryLink une Brisbane con Sydney cada día, mientras que el servicio Indian Pacific la conecta con Perth. Conexiones también en la zona de la estación con Aeropuerto Internacional de Sydney Kingsford Smith.

Por lo que se refiere al área de Newton, el barrio se localiza al suroeste del centro histórico de Sydney, a unos cuatro kilómetros del centro. Newton surgió como zona agrícola y residencial de la ciudad en el siglo XIX. El nombre toma su denominación de una tienda de comestibles abierta en el sitio en esa época, la New Town Store, la ‘Tienda Nueva del Pueblo’.

Una actividad interesante en la zona es descubrir los estilos de la gran cantidad de bares temáticos que hay en el distrito. Newton es también una zona de pubs históricos. Uno de ellos, quizás el más famoso, el de El Trocadero, fue rehabilitado en su estilo modernista original en 2007.

Newton es conocido también por sus eventos musicales. El Feastability, un evento gastronómico multitudinario, el Sydney Fringe, de arte alternativo, o el Festival de Newton, famoso por su música en vivo.

En la zona de Newton, operan las líneas de autobuses 422, 426 y 428 de Transit Systems que son herederas de las numeraciones de los tranvías que circulaban por la zona y que hoy permiten conectar a los viajeros con otros barrios y con el centro de Sydney.

Surry Hills y Newton son distritos ideales para alojarse en Sydney en el caso de que se viaje con el dinero justo.

Alojamiento en Surry Hills y Newton

4. Kings Cross

El barrio de Kings Cross está al sureste del de The Rocks, más al interior, pero, como no podía ser de otra manera, con buenas vistas a la bahía. Es un barrio fundamentalmente comercial.

Al lugar se lo conoce coloquialmente como The Cross, pero también es popular por ser un distrito con mucha vida nocturna. En las primeras décadas del siglo XX, el distrito fue lugar de residencia de un nutrido grupo de artistas australianos.

En Kings Cross, merecen especial atención la icónica Fuente del Alamein, por los caídos australianos en esa batalla de la Segunda Guerra Mundial; el Museo Judío de Sydney; la histórica estación de tren y de metro, la estación de bomberos local levantada en 1912 y el edificio de Les Girls, hoy un hotel, donde Carlotta, una famosa drag queen, ofrecía su más que alternativo espectáculo entre 1963 y 1993.

Para los devotos de lo extraño, en el 91 de Riley Street pueden encontrar un Museo Australiano de las Artes Mágicas.

En este barrio se encuentra oferta de hoteles de bajo presupuesto y calidades muy justas. Tiene buenas comunicaciones con las líneas de autobuses de Transit Systems. Si no dispones de un presupuesto muy holgado este puede ser un distrito a considerar para hospedarse en Sydney.

Alojamiento en Kings Cross

5. Paddington

El barrio de Paddington está situado junto al de Kings Cross, algo más al este y a unos cuatro kilómetros de The Rocks. En Paddington, hay que ver dos iglesias, la Unificada de Oxford Street, completada en estilo neogótico, y la católica de San Francisco de Asís, en la misma calle.

La primera recuerda a los templos victorianos británicos de finales del siglo XIX, la segunda, es una iglesia de ladrillo en el que destaca un enorme rosetón en la fachada.

La oferta de hoteles y de apartamentos para quedarse en Sydney en la zona es muy variable y hay que buscar mucho para encontrar precios y localizaciones con valor añadido.

Alojamiento en Paddington

6. Chinatown

Chinatown es el barrio donde fijó residencia la comunidad china en Sydney, está inmediatamente al sur de Darling Harbour en Haymarket, entre la estación Central y Darling Harbour. Es una zona muy comercial.

El barrio actual no es el original de la comunidad, que se trasladó a este emplazamiento en la década de 1920. En Chinatown, se levanta hoy un moderno centro comercial con un restaurante, el The Eight Modern Chinese Restaurant, que cuenta con 800 plazas, pero también hay boutiques y tiendas de recuerdos que no hay que dejar de visitar.

El Haymarket Paddy’s Markets es un mercadillo muy conocido en la ciudad que no hay que dejarse tampoco atrás. Dos actividades que no hay que olvidar en Chinatown, la celebración del Nuevo Año Chino y los mercadillos nocturnos, alternativa a las tiendas tradicionales.

Un lugar perfecto donde sorprenderse. En la zona, hay hoteles de segundo nivel baratos para dormir en Sydney, para los cánones de Sydney, pero con calidades las justas.

Alojamiento en Chinatown

Si estás de viaje por Australia y vas a visitar otros destinos además de este artículo sobre dónde alojarse en Sydney te puede interesar: Dónde alojarse en Melbourne, dónde alojarse en Brisbane

7. Darlinghurst y Potts Point

La zona de Darlinghurst está también al este del centro urbano de Sydney. Pasa por ser barrio comercial y de negocios de la capital y un entorno urbano con la población más joven de Australia. Está densamente poblado para los estándares de Sydney y fue objeto de una reforma urbanística en la década de 1980.

Las zonas de Victoria Street, Stanley Street (con su Little Italy) y Crown Street (con sus tiendas retro) son calles muy conocidas por su importancia cultural. También son zonas de referencia para encontrar bares, cafeterías y boutiques de moda.

Sin embargo, es Oxford Street la avenida principal de Darlinghurst. La zona sur del barrio es un importante centro de referencia para la comunidad LGTB internacional que se moviliza cada año para organizar un desfile Mardi Grass muy popular.

Como monumentos locales de interés que se pueden visitar hay que incluir en una hoja de ruta por la zona la vieja penitenciaría, la estación de bomberos, y el palacio de justicia.

También destacan algunas torres de apartamentos que forman parte del renovado skyline del distrito: edificios de los Horizon Apartments, el Kurrajong, el Mont Clair, el Royal Court, el The Rutland, el Hillcrest, The Savoy, el de Claridge, el Ballina y el Protree.

Alojamiento en Darlinghurst

8. Potts Point

Por su parte, Potts Point está ubicado a unos dos kilómetros del centro histórico de Sydney. Al este del barrio de Woolloomooloo y algo al oeste de Elizabeth Bay y Rushcutters Bay, pero en la parte septentrional del distrito de Darlinghurst.

En la zona, llaman la atención las viviendas adosadas de Victoria Street, de estilo historicista, algunas casonas y conjuntos de viviendas con estilo spanish mission o en art decó como los de Tusculum Street.

Los plátanos del Líbano, árboles muy resistentes tan frecuentes en las ciudades europeas del sur, son parte de la iconografía urbana reconocible de Potts Point.

Alojamiento en Potts Point

9. Bondi Beach

Bondi Beach es una de las playas más conocidas internacionalmente de Sydney. Está a unos ocho kilómetros del centro de la ciudad y los alrededores de la playa de arena son una zona residencial muy cotizada.

El lugar está al este sobre la costa abierta del Océano Pacífico y no sobre la bahía. Bondi Beach es un espacio preferente para practicar surf. Es una zona de baño con oleaje en algunos momentos del año.

En cualquier caso, la zona más segura es la del extremo norte. En los meses de verano, queda desplegada una red contra tiburones que se ha demostrado extraordinariamente eficaz.

La playa forma parte de los lugares que son patrimonio nacional de Australia. Y una curiosidad más, no es difícil ver pingüinos azules nadando cerca de la orilla.

Para los que prefieran bañarse en zonas más abrigadas, en los alrededores de Bondi Beach existe un rosario de calas que cumple este requisito, a saber, Bronte Beach, Tamarama Beach o Coogee Beach.

Para hacer compras y tomar algo en la zona, el Centro Comercial Westfield Junction. A Bondi Beach, no llega el autobús urbano ni el tren. Para acercarse a Bondi desde Circular Quay, hay que tomar la línea de autobús 333, la 373 si se va desde Coogee. El recorrido suele durar unos 40 minutos en cada caso.

Los apartamentos de playa representan la oferta más deseable, aunque no muy económica para alojarse en Sydney y en la zona.

Alojamiento en Bondi Beach

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here